Radiodiagnóstico

Radiodiagnóstico

Radiodiagnóstico y diagnóstico por ecografía

En una región anatómica como el pie; el cual se compone de 28 huesos, 33 articulaciones y más de 100 estructuras blandas (músculos, ligamentos y tendones); es fácil entender que existen multitud de patologías locales o de origen sistémico que pueden complicar al clínico el correcto diagnóstico.
Por ello, con el fin de poder elaborar un correcto diagnóstico y descartar distintas entidades que puedan ocultar la verdadera patología que afecta a nuestros pacientes, contamos con diversas herramientas de diagnóstico por imagen.
Dichas herramientas son empleadas especialmente en el diagnóstico de patología musculoesquelética, las cuales son uno de los principales motivos de consulta en el campo de la podología, pero además tienen otras aplicaciones como son la dermatología podológica o el estudio de estructuras de cara a un análisis prequirúrgico.
Dentro de las distintas herramientas con las que contamos en nuestro centro destacan el fluoroscopio como herramienta de radiodiagnóstico y el ecógrafo como herramienta de diagnóstico mediante ecografía.
Estas dos herramientas nos permiten llevar a cabo evaluaciones musculoesqueléticas de nuestros pacientes y tienen una aplicabilidad diaria en nuestro trabajo. Entre los distintos usos o patologías que evaluamos mediante estas herramientas destacan:

  • Estudios radiológicos prequirúrgicos (patología en metatarsianos, dedos o patología ungueal)
  • Estudios radiológicos postquirúrgicos
  • Estudios radiológicos diagnósticos (fracturas por estrés, presencia de exóstosis, calcificaciones, enfermedad de Freiberg, enfermedad de Sever)
  • Evaluación de la presencia de osteomielitis
  • Diagnóstico mediante ecografía de patología musculoesquelética (fasciopatías plantares, tendinopatías de Aquiles, esguinces de tobillo)
  • Técnicas ecoguiadas (infiltraciones de corticoides, infiltraciones de factores ricos en crecimiento, EPI)
  • Seguimiento evolutivo de distintas patologías tanto a nivel radiológico como ecográfico

Estas herramientas nos otorgan una mayor precisión en nuestro diagnóstico, un mayor conocimiento de la patología y el grado de la misma en nuestro paciente y, por tanto, un mayor éxito en nuestro tratamiento.